Que las frutas duren en su punto más tiempo, conservar determinados alimentos en el congelador elaborar tu propio vinagre aromático es muy sencillo siguiendo una serie de pasos muy sencillos.


Ajo con todo el sabor
Al añadir ajo a los guisos, es posible que se queden blandos al cocer y no den todo el sabor que deberían. Si se doran primero en una sartén y se añaden a la olla cuando queden unos minutos para que el plato esté preparado el problema estará solucionado.










Limpieza fácil
Para limpiar el microondas por dentro con menos esfuerzo resulta muy útil introducir un vaso con agua, un chorro de vinagre y otro de limón durante unos cuatro minutos. El vapor que genera facilita la limpieza. Luego, basta con pasar una bayeta.







Pelar las acelgas
La mejor forma de hacerlo es coger el tallo con las dos manos y separarlas por la mitad. Luego, se quita la piel fibrosa de la parte exterior y se sumergen en agua fria para evitar la oxidación.












Peras durante más tiempo
Hay una forma de asegurarse de que las peras tarden más tiempo en pasarse al colocarlas en un frutero: lo más importante es que estén puestas con el tallo hacia arriba y sin tocarse unas con otras.








Verduras nutritivas
Durante la cocción, algunos alimentos como las verduras pierden parte de sus elementos nutritivos. Evitarlo es tan sencillo como ponerlas a cocer cuando el agua ya esté caliente (a unos 100º).








Cordero más sabroso
Un truco para conseguir que la pierna de cordero quede más sabrosa al cocinarse es inyectarle con una jeringuilla vino blanco o coñac en distintas zonas.










Vinagre con sabor
Si deseas elaborar tu propio vinagre de malta, de tomillo o de cualquier otra variedad, hay que colocar dentro de una botella de vinagre de vino las hierbas. Cuando pasen unos días, habrá cogido todo su sabor y estará listo para usar.










Sin olor a ajo
Después de pelar los ajos, las manos quedan impregnadas de su olor y puede resultar difícil quitarlo. Lo más fácil para hacerlo es poner las manos bajo un chorro del agua fría durante un rato, sin restregarlas. Desaparecera como por arte de magia.









Alcachofas con buen aspecto
La alcachofa, como otros alimentos, se suele ennegrecer al permanecer un rato dentro del agua. Para evitarlo, es suficiente con echar un chorrito de limón en el agua.








Congelar legumbres
Para congelar judías o garbanzos y evitar que se pierdan, basta con mantenerlos a remojo durante una noche, enjuagarlos bien con agua limpia y dejándolos escurrir durante media hora. Luego se colocan en bolsas herméticas y se meten directamente en el congelador.




Fuente: Cocina Sana y Natural

2 Comments:

  1. kanela y Limón said...
    Que bien vienen estos truquitos!! Me los guardo.
    Un besiño.
    Maria said...
    Siempre viene bien estos truquitos, los tendre muy encuenta.
    Besos

Post a Comment